sábado, 30 de octubre de 2010

Buena y mala literatura

Para esta semana, mientras esperamos a que surjan más temas de trabajo, proponemos este ejercicio/debate sobre Buena Literatura y Mala Literatura:


A veces lo tomamos como algo obvio, pero no muchas veces nos hemos detenido a pensar: ¿Qué hace que una lectura sea "realmente" buena? ¿Qué diferencia a la buena de la mala literatura?

Lo más difícil en este caso es calificar un texto desde un punto de vista objetivo, porque obivamente en gustos no hay nada escrito y diferenciar lo "bueno" de lo "malo" puede, en muchos casos, ser demasiado subjetivo. Muchas veces pasa (y ha pasado en este taller literario) que decimos: "A mí parecer creo que al texto le faltó/sobró algo" pero ¿podemos basar un argumento en algo que nosotros mismos pensamos o sentimos?

A mí en lo personal me carga Paulo Coelho, pero eso no quita que haya un montón de gente que lo lee y lo ha transformado en best seller. ¿Por qué si yo creo que él es un pésimo escritor hay otra gente que lo admira? Porque por supuesto el veredicto jamás se puede basar en una opinión 100% objetiva. Yo creo que no existe ninguna receta para escribir grandes obras maestras, creo que el talento de un escritor está en su visión. En la visión que tiene de las cosas y en como él o ella es capaz de transmitir esa visión en palabras que se nos transforman en imágenes. Me parece a mí que cuando el autor crea complejas imaginerías que se nos hacen simples de esbozar, que se nos hacen simples de recrear como una escena o sentimiento cuando leemos, es un buen autor.

Pero no basta con la capacidad de crear buenas imaginerías, sino que también se trata de no caer en clichés, se trata de ser original y realmente crear las imaginerías por cuenta propia, algo que nadie nunca antes haya dicho de la misma manera . Volviendo al caso de Paulo Coelho (en mi caso me carga, pero lo uso sólo de ejemplo y que me perdone la persona que le guste) me parece que él tiene un problema de caer en la obviedad, no me parece que cuando escribe dice algo nuevo o que no sepamos de antes. Sus interminables frases del tipo: "El amor es..." demuestra que no tiene la capacidad de asombrarnos y que recurre al recurso más trillado de la humanidad al explicarnos con otras palabras cosas que son de conocimiento universal ("El amor todo lo puede y es puro y blah blah...")

Otra de las cosas que en mí opinión hacen un buen texto es que el texto sea en sí un ejercicio intelectual. El texto debe tener espacio para poder ser interpretado, digerido y al no sernos entregado en bandeja podemos disfrutarlo y usar más tiempo en él. Claro que no en todos los casos es o tiene que ser así de complicado. Tampoco es así que lo único que leamos vaya a ser Kafka. También podemos disfrutar de otro tipo de lecturas un poco más livianas.

Lo que debería ser universal en el arte de escribir buenos textos vendría a ser:

  • El uso del vocabulario debe ser completo y debe respetar el conexto en que se desarrolla la historia
  • El uso de la gramática por supuesto debe ser correcto (A menos que algo se trate de lograr, al alterar la gramática en forma deliberada para darle alguna interpretación o expresión al texto que el lector debería interpretar)
  • El diálogo debe ser creíble
  • Los personajes centrales deben tener caracteres bien definidos (Otra vez también, dependiendo de lo que el autor quiera expresar)
  • La historia debe ser coherente y se deben seguir algunos aspectos técnicos de la narrativa. Esto quiere decir que se deben usar los tipos de narrador de manera coherente, tiene que haber un tema a seguir, un tipo de mundo etc, lo que a veces puede alternarse en el transcurso de la historia pero de manera eligible y con una intención clara y definida.

También están los aspectos más subjetivos para que un texto nos guste o no:

  • La historia es interesante y el lector se siente identificado con la historia o se siente atraído hacia ella.
  • La lectura se hace placentera para el lector. Es subjetivo en el caso de que una lectura se puede hacer más placentera para unos que para otros.
  • Los personajes me cayeron mal o bien (Sí, creánme, a la hora de juzgar un texto, hay de todo)
  • La lectura se nos hizo muy difícil o muy fácil.
  • Al lector le pareció que en el texto habían muchos modismos y no los entendió por lo que el texto se le hizo demasiado "distante" a su realidad.
  • El lector considera que el texto debería haber sido escrito de otra manera.
Y ahora el ejercicio que quiero proponer. En el espacio de los comentarios quiero que opinen qué les parece a ustedes una buena o mala lectura y por qué. La idea es que abramos un diálogo y luego una discusión sobre el tema. Lo mejor es si alguien me dice si es que no está de acuerdo conmigo o con alguno de los puntos que escribí y porqué no lo está y abramos la discusión. Este ejercicio nos va a servir para saber los puntos de vista de cada una y para cuando comentemos los cuentos de las demás sepamos a que atenernos, ya que, como dije, lo principal a la hora de dar una crítica y recibirla es saber que siempre se va a tratar de un punto de vista subjetivo, al menos cuando se trata de textos.

Esperamos sus comentarios!

4 comentarios:

Kate dijo...

Hola a todas
Primero que todo, muchas gracias Afumhue por proponer esta nueva tarea. Hacía rato no te veía por aquí por el taller. Sé que andas bastante ocupada, sin embargo me alegro mucho que nos sigas “dando vueltecita”.

Segundo, sobre el debate quiero expresar que, desde mi punto de vista, no considero que haya buena o mala literatura. Me parece que es un toque arriesgado definir parámetros precisos que digan qué es una buena o mala literatura. Dando por descontado que un texto publicable debe cumplir unos estándares de cohesión, coherencia, sintaxis, ortografía y tema mínimos, el hecho de que estén publicados quiere decir que alguien (un editor, una casa editorial, un ricachón con mucho tiempo libre) dio su visto bueno y le pareció un buen material.

Más que buena o mala literatura, considero que existen buenos o malos lectores. Por ejemplo, hay un libro que es premio nacional aquí en Colombia, patrimonio cultural y otras cosas. Se llama María, de Jorge Isaacs… personalmente me parece el libro más aburrido y sin sentido que existe. Descripciones demasiado largas e innecesarias, no me parece que haya verdadera conexión en el relato (salvo el eterno llanto del hombre detrás de la mujer y viceversa) y cuando finalmente acaba, deja un cierto gusto por la suerte de los protagonistas, merecido por el tedio que suscita dicha novela (así los amantes del género me crucifiquen).

El hecho que un trabajo literario sea bueno o malo depende mucho de los lectores, de la situación en la que se popularice el trabajo literario, las modas y corrientes literarias sociales del momento, el público, las traducciones que se hagan, de quién lo descubra y lo ponga de moda etc. A fin de cuentas, cualquier buena historia puede considerarse buena literatura (si tenemos química con el texto, como decía Afumhue).

Algunos ejemplos de lo que, a mi parecer, es buena literatura pueden ser: dentro del género de ciencia ficción, los libros de Isaac Asimov (Yo robot, El hombre bicentenario), y Dan Simmons (Hyperion). En el género policíaco me gustan mucho los libros de Agatha Christie y los cuentecitos de Edgar Allan Poe, un poco más hacia el género criminal me encanta El padrino de Mario Puzzo. En el género histórico me fascina la colección de Los Reyes Malditos de Maurice Druon. En la literatura latinoamericana me encanta Gabriel García Márquez (Cien años de Soledad, Del amor y otros demonios), Ernesto Sábato (El túnel), algunos cuentos de Julio Cortázar y otros que no recuerdo de momento.

Algunos ejemplos de mala literatura podrían ser: María (Jorge Isaacs) y en general cualquier libro donde se tomen la libertad de describirlo todo con detalle exasperante.

Hay otros casos que, he visto en internet, denominan “buena mala literatura”, son los best sellers sencillos, planos, y light estilo saga Dan Brown y aventuras de Robert Langdon (El código Da Vinci, La conspiración, El secreto), la saga de Stieg Larsson Millenium, Harry Potter, El señor de los anillos… sin embargo a mí me parece muy buena literatura. Para mí la buena literatura debe simplemente cumplir con la función básica de un libro, contar una historia, entretener a los lectores mientras les permite imaginar los lugares y personajes que leen.

Bueno, ya este comentario me está quedando muy largo, así que corto aquí. Espero se animen a participar.
Un abrazo!

Kate dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Julio dijo...

Me ha agarrado la escritura de alessandro Baricco y rompe muchos canones, incluso hay que cuidar la concentración, pero es una maravilla.Una maravilla!!!
salud!

Colleen Krijgsman dijo...

Hola,
Pues aunque sigo pensando que a la hora de calificar un texto es inevitable ser subjetivo, sobre todo porque cuando uno accede a un texto inmediatamente lo interpreta y la interpretación es esencialmente subjetiva, creo que podemos pedir que en el taller a la hora de criticar busquemos usar mas elementos objetivos que subjetivos.
Pero los subjetivos, insisto, no se pueden eliminar, lo demuestran textos de J. Cortazar en los cuales es imprescindible adentrarse, para interpretar, o sea que sin la presencia del lector -su subjetividad- no es posible que siquiera aprecie el texto, porque los elementos externos, como coherencia, cohesión y demás no siguen parámetros objetivos...
Pienso que no se puede nunca ser enteramente objetivo cuando se lee -o critica- algo, porque uno parte de su propio punto de vista, de lo que le gusta, de lo que piensa y de lo que cree..
Me confundí y repetí, pero mas o menos esas es la idea...
Un abrazo!